PUBLICIDAD

Seguínos en Facebook

Seguínos en Twitter


Año tras año es fácil escuchar voces que adelantan el retorno de la hegemonía de la saga ?Pro Evolution Soccer?. Y año tras año, pese a ello, los números vuelven a dar un claro vencedor entre la lucha de EA y Konami. La época de PS2 en la que ?PES? dominaba por encima de ?FIFA? queda cada vez más lejos y, en medio de esa desesperación, los japoneses incluso tiran de cambio de nombre buscando un revulsivo. Su nueva entrega pasa a llamarse ?eFootball PES 2020?.

Con el ámbito del deporte electrónico como mejor embajador de la batalla entre simuladores, la intención de acercar los esports al público general es más certera, pero no la única excusa para intentar arrastrar fieles y, por descontado, tampoco la única novedad con la que pretenden asaltar el mercado el próximo 10 de septiembre.

En Xataka DAZN, OpenSport, beIN Connect y Sky: comparativa de los servicios de streaming para fútbol y otros deportes ?eFootball PES 2020?: en busca de nuevos fieles

Siendo cada vez más conscientes que la época del boca a oreja y la generación del multitap ha pasado a mejor vida, la estrategia de ?eFootball PES 2020? es clara: intentar ganarse a los fanáticos de ciertos equipos y hacer lo propio con aquellos que estén enganchados a las retransmisiones de jugadores pro y crean que también pueden conseguir vivir del fútbol virtual.

Para los primeros el cebo son los distintos acuerdos que año tras año Konami va firmando con distintos equipos. Con el Barça por bandera, los otros grandes exponentes para este año son el Manchester United en la liga inglesa, el Bayern de Munich en la alemana y un club aún por definir -probablemente de la liga italiana-.

El acuerdo supone que Konami tenga más facilidades a la hora de escanear campos y jugadores, lo que acaba derivando en un nivel de calidad enfermizo que, pese a hacerse raro y rozar el valle inquietante, entrega un espectáculo visual despampanante.

Pensad en cómo la industria japonesa del desarrollo se acerca al detalle en juegos como ?Gran Turismo? y entenderéis por dónde van los tiros.

Con los millones de fans de distintos equipos aparentemente en el bolsillo (no tengo claro que suponga un cambio brutal respecto a la atención hacia el juego, pero no soy yo el que maneja los datos), el siguiente objetivo son esos millones de usuarios que sueñan con emular a las estrellas del deporte electrónico.

A una escena competitiva en constante crecimiento se sumará la modalidad Match Day. La idea es ofrecer un partido especial cada semana en el que puedas elegir con qué equipo juegas. Podrás repetirlo todas las veces que quieras, todo con la intención de ofrecer el rendimiento más alto posible para que, a finales de semana, el mejor representante de cada equipo se enfrente al otro en directo.

Aspecto y sensaciones renovadas

El resto, los que no tenemos amor incondicional hacia los clubes destacados ni soñamos con convertirnos en jugadores pro, también tenemos algo a lo que aferrarnos. Las clásicas mejoras que año tras año salen a relucir para llevar el juego un poco más allá vuelven a tener cierto peso en esta nueva entrega.

El realismo en lo visual y jugable gana dos bazas interesantes con la suma de animaciones y una nueva cámara que simula aún más el estar ante un acontecimiento deportivo real. Sorprendente cómo, de lejos y con según qué ángulos, ?eFootball PES 2020? consigue engañar a la mente. Sólo el HUD se encarga de ensuciar una imagen que, si pasas fugazmente por delante del televisor, bien podría parecerte un partido en directo.

Que eso suponga un salto de calidad a la hora de jugar, sin embargo, aún está por ver. Si bien es cierto que la suma de animaciones al recibir el balón, con movimientos más o menos elaborados dependiendo de la habilidad de ese jugador en concreto, ofrece una jugabilidad más estable y ágil, la cámara puede acabar convirtiéndose en tu peor pesadilla.

Igual que ocurre en una retransmisión real, el cámara puede ser más o menos hábil a la hora de seguir el balón, pero cuando en una jugada larga el enfoque tarda en mostrar lo que realmente quieres ver, que el desplazamiento quiera ser lo más realista posible te acaba importando bien poco.

Por suerte parece un detalle fácil de asumir de cara a mejoras en la versión final y, si no se da el caso, siempre tendrás la opción de apuntar a otro tipo de cámara para seguir el partido. Eso sí, agradecería no tener que ir en busca de soluciones porque el trabajo de cámara más allá de esos problemas resulta muy espectacular.

En Xataka Los problemas que han llevado a que se esté hablando del ocaso de FIFA pese a su éxito comercial Iniesta, la sutileza y el espíritu del Multitap

Por último están las mejoras que entrega el juego a los mandos, el cómo se siente ?eFootball PES 2020? cuando estás enfrascado en un partido. La más importante y útil es la que lleva la firma promocional de Iniesta. Según afirman desde Konami, y sin saber a ciencia cierta si se habría implicado en el desarrollo, ha colaborado con los nipones en la integración de un sistema llamando regates sutiles.

La intención es que, como el de Fuentealbilla, seamos capaces de serpentear con el balón en una baldosa para tener un control total del balón sin perder el foco de la dirección y el hueco que hemos encontrado.

Eso no sólo supone poder zafarnos en un juego que cada vez apuesta más por el peso corporal de los jugadores, también ofrecer una alternativa a esos regates que acaban desviando personaje y balón varios metros más allá, provocándose así que nos topemos con otro defensor o dem


¿Te gustó la nota?



Fuente: www.xataka.com
Noticias Relacionadas
Compartir Compartir Twittear