PUBLICIDAD

Gracias a ellos pudo salir de casa y asistir a clases durante varios meses.

Seguínos en Facebook

Seguínos en Twitter



Lidiar con la pérdida de un familiar no suele ser fácil. Sin embargo, para algunas personas -que acostumbran ver muertes, aunque sea de desconocidos- a veces tampoco lo es. Al menos así lo dejaron claro los bomberos de Marbella al comunicar la sentida muerte de Benjamín, un pequeño de 7 años.

Resulta que desde hace algunos meses, ellos se habían ofrecido voluntariamente para ayudar al menor y a su madre, ya que ambos vivían en un cuarto piso y se les hacía muy difícil salir del hogar, debido a la parálisis en el lado derecho del cuerpo del niño a causa de un tumor cerebral.

Debía trasladarse en silla de ruedas y no había ascensor… Autor desconocido, ayúdanos a encontrarlo Autor desconocido, ayúdanos a encontrarlo Sin embargo, los bomberos estaban allí para ayudarlos. Y gracias a ellos, Benjamín pudo asistir a la escuela durante varios meses. Autor desconocido, ayúdanos a encontrarlo

Pero el viernes pasado, el niño falleció inesperadamente por un paro cardiorrespiratorio, dejando a su madre devastada y sin los recursos suficientes para poder despedirlo y sepultarlo.

Afortunadamente los bomberos tenían dinero ahorrado especialmente para el pequeño, pues soñaban con encontrar otro domicilio adaptado a la condición de Benjamín para mejorar su calidad de vida.

Facebook @Bomberos Málaga En Lucha Si bien el dinero no alcanzó a ser utilizado con ese fin, ahora destinaron los 6.000 euros que habían recaudado para pagar los gastos fúnebres del pequeño.

«Desde el Real Cuerpo de Bomberos de Málaga trasladamos nuestros más sincero pésame a familiares y amigos de Benjamín, y a los compañeros bomberos de Marbella, los cuales crearon un vínculo muy especial con el pequeño. DESCANSE EN PAZ» escribieron desde la página de Facebook de la institución.

Autor desconocido, ayúdanos a encontrarlo

Un aplauso para estos verdaderos héroes, que estuvieron dispuestos a ayudar desinteresadamente al niño en vida y ahora también en la muerte.

¿Te gustó la nota?



Fuente: www.upsocl.com
Noticias Relacionadas
Compartir Compartir Twittear